Positivos en las aulas

A pesar de todos los esfuerzos realizados el que surjan positivos en las aulas es inevitable, En el colegio  tenemos Grupos Estables de Convivencia pero una vez fuera ya dejamos de serlo, tenemos familia, amigos, hacemos deporte o nos gusta la música.

Lo importante es detectar los casos a tiempo y poder cerrar los contactos lo más rápido posible como hemos conseguido hacer este fin de semana.

La confirmación del primer positivo llegó la tarde del viernes y sin un protocolo fijo empezamos a trabajar. Si viernes por la tarde,  y no, no tenemos exclusividad ni tenemos turno de guardia pero sí tenemos responsabilidad y actuamos por el bien común, unas veces acertamos y otras no, pero esta vez lo conseguimos.

Conseguimos movilizar todo para que el sábado por la mañana el aula afectada estuviese llamada al centro de salud cuyos profesionales se merecen todas las medallas de oro que les concedan pero que necesitan como el sector de la educación más recursos y medios.

Sábado al mediodía nos confirman segundo positivo en otro aula y volvemos a iniciar el protocolo. El domingo por la tarde bien tarde termina de realizarse el último PCR.

Familias angustiadas, nerviosas, niños y niñas asustados pero todo por un bien común mantener el colegio a salvo, detectar otros posibles positivos para que  el virus no se propague. El círculo de momento lo hemos cerrado, no hay más positivos, el colegio y la comunidad ha cumplido los protocolos y las normas y de momento lo hemos parado.

Ahora toca la segunda parte, conseguir que el alumnado que se tiene que quedar en casa pueda recibir sus clases. Y no, no empezaremos hoy, empezamos el domingo a prepararlo todo.

La plataforma AEDUCAR todavía  no está lista así que decidimos continuar con la formación como esos grupos la habían tenido el curso pasado. Unos  Edmodo, y otros correo electrónico. Lunes por la mañana a primera hora estaba todo dispuesto. Las maestras confinadas, sin saber todavía si estaban de baja o no teletrabajando. Familias enteras confinadas haciendo posible que esto funcione, sin saber si les van a dar permiso en el trabajo para estar con sus hijos, los hermanos de los confinados también en casa hasta conocer resultados… y de nuevo dudas, miedos y angustia.

Todos, familias, docentes y alumnado necesitamos que todo esto se aclare. Hemos vivido los primeros positivos sin saber que hacer porque los protocolos no están claros, porque anuncian plataformas, equipos coordinados… pero no están todavía en marcha…

Nadie esperaba que el virus resurgiera tan pronto, no estábamos preparados y aún así hemos demostrado que juntos con tesón y esfuerzo, dedicando horas y fines de semana, una vez más la Comunidad Educativa del CEIP Emilio Díaz se sobrepone a la adversidad.

Ánimo a todas las familias que estáis en casa con vuestros hijos e hijas. No sabemos si 10 días o 14 pues no nos lo aclaran. Tampoco sabemos si el resto de familia puede incorporarse a la vida normal. Las maestras sí,  con PCR negativo a trabajar y los niños si son negativos por qué  se quedan en casa nos preguntáis  pues no tenemos respuesta.

Esperamos y confiamos que las Administraciones poco a poco irán perfilando los protocolos y que por fin tendremos respuesta para todo.

Hasta ese día seguiremos trabajando con vocación y dedicación, movidos por un interés nuestros alumnos y alumnas y sus familias. Solo necesitamos vuestro apoyo y que nos acompañéis en el proceso. Seguramente no estaréis en todo de acuerdo, por eso os pedimos que nos hagáis llegar vuestras propuestas e iniciativas pero por favor que sean constructivas, no porque no nos guste escuchar críticas si no por que necesitamos tiempo para terminar de poner todo en marcha.